El aborto natural ¿Cómo superarlo?
EMBARAZO NO EVOLUTIVO

EL ABORTO NATURAL ¿CÓMO SUPERARLO?

Tengo bastante resistencia a hablar del aborto natural y aún no se cómo superarlo, así que no hablaré mucho. 

EL ABORTO ¿CÓMO SUPERARLO?

El aborto de manera natural es una pérdida de un ser tan querido y tan deseado, que te obligan y te obligas a superarlo de manera irracional. Es más, creo que no se supera jamás, más bien se aprende a vivir con ello.  

Primero os explicaré algunos conceptos y luego os contaré brevemente mi propia experiencia, extensa por desgracia.

¿QUÉ ES EL ABORTO?

Es la interrupción del embarazo, natural o voluntaria, antes de que el embrión pueda sobrevivir fuera del útero (antes de la semana 20).

Ya que este es un blog de fertilidad, hablar del aborto voluntario hasta hace daño…….CON LO QUE CUESTA ¿VERDAD?; así que nos centraremos en el aborto natural.

TIPOS DE ABORTO NATURAL

Espontáneo: el embarazo se interrumpe y se expulsa el embrión.
Diferido: el embarazo se interrumpe pero el embrión sigue dentro. Hay que intervenir quirurgicamente o con tratamiento para expulsarlo.
Tubárico: cuando el embrión crece en una «Trompa de Falopio» y se expulsa por el extremo de ésta (embarazo ectópico).
Bioquímico: ocurre en las primeras semanas, antes de que sea visible por ecografía. El óvulo fecundado se implanta y produce «beta en sangre» ,  pero al poco tiempo se desprende y es expulsado con la menstruación.

Todos ellos puede ser completo (se expulsa todo) o incompleto (se quedan restos en el útero o trompa), siendo este último peligroso para la madre por riesgo de infecciones.

CAUSAS DEL ABORTO NATURAL:

– Alteraciones cromosómicas del embrión.
– Anomalías en la coagulación de la sangre de la madre.
– Enfermedad o patología de la madre.
– Factores externos (consumo de sustancias perjudiciales para el embarazo, medicamentos, lesiones, exposición a ambientes tóxicos,..etc.).

SÍNTOMAS DEL ABORTO NATURAL

Los síntomas más comunes de un aborto son los dolores abdominales y el sangrado vaginal, pero cada mujer es un mundo y además no siempre  estos síntomas terminan en perdida del embarazo.

 

CONSECUENCIAS DEL ABORTO:

Mayormente, las consecuencias de un aborto natural, son emocionales, ya que hoy día están muy controlados; y las infecciones y problemas físicos en la mujer son mínimos (si son tratados por especialistas, claro!).

Pero la parte emocional es otra historia, ese dolor no hay nadie ni nada que te lo quite (aunque depende de la sensibilidad y el concepto de «aborto» que tenga cada mujer).


MI PROPIA EXPERIENCIA

Como he comentado antes no voy a entrar en muchos detalles, ya que sinceramente no he superado mis abortos, ni creo que lo haga jamás.

«Superar» creo que no es la palabra adecuada; más bien aceptar.

Lo más que podemos hacer por nuestra salud mental y el bienestar de quien nos rodea es aprender a vivir con ello pero sin dejar que esté constantemente en tu vida; vivir el presente y sentirte afortunada por lo que tienes.

Mi aborto tubárico:

Esta fué mi primera experiencia y más traumática (física y psicológicamente), por ello le dedico su propio «post» : ¿Qué es un embarazo ectópico?.

Mi aborto espontáneo:

Después de varios intentos de manera natural, decidimos la «fecundación in vitro», ya que por mi edad y mi trompa obstruida, podría alargarse demasiado y no conseguirse. Me quedé a la primera, mi beta fue de 138 y tal fue la felicidad que lo contamos a todos. En la semana 8 lo perdí.

Empecé a manchar en la semana 5, pero no tenía molestias y era muy escaso. En urgencias no vieron nada por ecografía porque era muy pronto y la beta evolucionaba bien. Mi ginecólogo de la clínica de fertilidad me decía que todo estaba bien (claro! que me iba a decir…), que con la progesterona se solía manchar. En la primera ecografía no se vio latido y me citaron una semana mas tarde; cada vez manchaba más e ir al baño era una pesadilla para mi. Aún miro el papel asustada.

En la ecografía de la semana 7 se vio que no era lo suficientemente grande y que el latido era muy leve. Estaba allí luchando por vivir y yo no podía hacer nada por él. Unos días más tarde lo expulsé en casa, no lo olvidaré jamás. Sólo sentí molestias, el dolor mayor lo tenía en el alma y no sangré demasiado, poco más que una regla. L@ amaré siempre allí donde esté.

Mi aborto diferido:

Después de reponerme física y «psicológicamente», decidimos intentarlo otra vez. Me volví a quedar a la primera; beta 268 y esta vez si se vio en la ecografía de la semana 6

Era navidad, me volvieron a ver en la semana 7 y escuchamos su corazón, latía con fuerza y la felicidad volvió a nuestras vidas. Después de nochevieja, el 3 de enero, me citaron para confirmar que todo seguía bien y darme el alta en la clínica de fertilidad; iba cantando en mi coche, deseando volver a ver a mi peque, sola porque confiaba en que todo estaba bien y cuando mi ginecólogo me reconoció, su corazón no latía; se había parado, llevaba parado 5 días. Al día siguiente me hicieron un legrado. Los «Reyes» más amargos de mi vida. L@ amaré siempre allí donde esté.

Mi aborto bioquímico:

Esta es la experiencia más breve de todas, ya que un embarazo bioquímico, es más común de lo que parece, pero la mujer no lo percibe,le baja la regla y ya está. Pero al estar en tratamiento de fertilidad, estamos más controladas. 

Después del legrado necesitábamos un respiro; estábamos rotos y mi cuerpo y mi mente no podían más. Y de manera natural me quedé embarazada, pero inmediatamente empecé a manchar. Me hicieron «la beta en sangre» y dio muy baja, pero dio. Así que una vez más nuestro sueño de ser padres se esfumó. L@ amaré siempre allí donde esté.

¿Cómo superar un aborto natural?

Como ya he dicho, creo que no se supera nunca, pero podemos poner de nuestra parte para aceptarlo y aprender a vivir con ello. Aquí te dejo un post «Después de un embarazo ectópico» que te puede ayudar.

Yo he tenido la suerte de que al tercer intento lo he conseguido, gracias al apoyo de mi familia y mi pareja y a mi valentía para pasar una y otra vez por los tratamientos. La vida me ha regalado un ser tan bello y dulce que estoy segura lleva dentro la energía de sus hermanit@s y eso me ayuda a sobrellevarlo.

 Te deseo mi misma suerte…

contacto@sebuscabebe.com
“Se busca bebé” nace de la necesidad de ayudar y aconsejar a otras mujeres o parejas en la búsqueda de un embarazo sano y evolutivo aportando mi propia experiencia. Mi nombre es Lidia, tengo 41 años y todo empezó en septiembre de 2017 cuando tras haber sufrido un embarazo ectópico mi trompa de Falopio derecha quedó obstruida. Mi ovario dominante es el derecho, así que tras meses intentando quedar embarazada de manera natural, decidimos embarcarnos en el mundo de la reproducción asistida y digo mundo porque hay parejas que en menos de un año tienen a su bebé en los brazos y hay otras que tienen que enfrentarse a un popurrí de emociones y experiencias antes de conseguirlo. Este último es nuestro caso y espero que compartirlo os ayude.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *